jueves, 2 de julio de 2015

Se fue

Estaba buscando alguien que la amara sin darse cuenta que el amor de su lado estaba, y había encontrado a quién sería su compañero en ésta ruleta rusa en la que vivía.
Si no se hubiese marchado quizás lo hubiese amado, y quizás ese era su miedo, arriesgarse a lo más complicado, tenerse en frente, y no hacerle daño. 
Él estaba tan pendiente, tal vez todavía lo esté, que si se rompía aunque sea un poquito, traía cascola, para pegar sus pedacitos, galletitas y dos sobrecitos de té.
Ella ya estaba rota antes de conocerlo, sin embargo algunos de sus pedazos rotos con el tiempo se fueron uniendo. 
Intentó dar lo que él dio, y puede que no haya dado ni la mitad, y cada vez que lo vio, recordó su amistad. No era impedimento de nada, quizás una simple excusa, para que lo que le sucedió a ella, no le suceda a su musa.
Pensé que nunca noto que él estaba a su lado, pero ahora que lo pienso bien, para ella algunas cosas quedaron en el pasado. 
Y qué es el pasado para él, nada más que recuerdos que con ella se fugaron, y qué es el presente para ella, días en los que él no ha estado. Y que será el futuro para ambos, si los caminos están unidos aún, entre algunos de sus mambos.

1 comentario:

Anónimo dijo...

te quiero mucho