lunes, 27 de abril de 2015

voz o vos

Tengo el alma rota, y no se rompió porque sí
quise hacerme la loca y de ella me despedí
me gustaste siempre linda, loca y natural, dijo
te quiero tanto, hasta cuando no das más de desprolijo.

Amarte tanto como pudiese me prometí
y aunque casi dejo de amarme a mi misma, creo que lo conseguí
sos una bufandita de lana que abriga mi cuello
y un cuadro de picasso, bello, bello.

Probablemente mi rima sea la más sencilla
es que no sé escribir poemas mientras me balanceo en una silla
y aunque eso no tenga mucha coherencia
quiero que seas tolerable y me tengas paciencia.

Sos una enferma, me dijeron
pero tengo algunas ideas inteligentes que jamás pidieron
y aunque sé compartirlas contigo
no aprendí aún a conversar con algún enemigo.

Y si me pongo a pensar en cuánto te quiero
probablemente encuentre algún "pero"
y si me pongo a pensar en cuánto me quiero
probablemente no sea sincero

Y aunque en los inviernos fríos me quede sin voz
se que jamás me quedaré sin vos
y aunque tengo miedo, miedo a la noche
(las rochas, las chetas, bailando en mi coche)
sostendrás mi cabello, como aquel broche

Y estaré tranquila.